sábado, diciembre 10, 2022

La policía sin jefe supremo.

El exministro del interior, Mariano González, calificó como una falta de respeto la ausencia del presidente Pedro Castillo a la ceremonia por el día de la policía nacional, pero que no haya asistido el ministro del interior, para él, es un desprecio.

Las acciones dicen más que mil palabras, y el presidente Pedro Castillo ha dado señales de un aparente distanciamiento de la Policía Nacional.

El pasado 30 de agosto, el mandatario no asistió a la ceremonia en homenaje a Santa Rosa de Lima, patrona de esa institución. Esto ha dejado un sinsabor, pues el motivo detrás de su ausencia tendría nombre y apellido “Harvey Colchado”, el coronel que ejecutó el allanamiento a Palacio de Gobierno para detener a la cuñada del jefe de Estado, Yenifer Paredes.

El Ejecutivo solo se conformó difundiendo un sencillo saludo a la Policía por sus redes sociales. Este desaire sucede pocos días después del allanamiento a Palacio.

Palacio de gobierno emitió un saludo a la Policía Nacional del Perú por sus redes sociales.

Tampoco asistió al evento el presidente del consejo de ministros, Aníbal Torres, y peor aún, brilló por su ausencia el titular del Interior, Willy Huerta.

Para el exministro del interior, Mariano González, esto es «una falta de respeto por la institución». Agregó que «es inaudito. Que no vaya el presidente [Pedro Castillo], es una falta de respeto a la institución; que no vaya el premier [Aníbal Torres], es otra; pero que no vaya el ministro del interior, [Willy Huerta], es un desprecio».

Mariano González señaló que en el peor de los casos quien no puede dejar de asistir a un evento tan emblemático como la ceremonia por el día de la policía nacional es el ministro a cargo de la cartera, Willy Huerta.

“Yo he sido ministro de defensa y he asistido, también, a las actividades de la policía”, enfatizó.

Da la casualidad que esta ausencia ocurre también luego de que el abogado del jefe de Estado denunciara al coronel, Harvey Colchado, ante Inspectoría general de la Policía, tras acusarlo de vulnerar la inmunidad presidencial al acudir a la residencia de palacio de gobierno para buscar y detener a Yenifer Paredes el pasado 9 de agosto.

Pedro Castillo no quiere ni un día más a Harvey Colchado como jefe del equipo especial de la policia que colabora con la fiscalía en la investigación a personajes en lo más alto del poder. Es más, tras la denuncia también se ejecutaron algunos cambios justamente en la oficina a cargo del proceso de Colchado.

“Yo creo que es parte de la lógica de trabajo que está teniendo Pedro Castillo y su equipo en la obstrucción a la justicia”, sostuvo Mariano González.

Palacio de gobierno no emitió la agenda de trabajo del 30 de agosto del presidente Castillo. De acuerdo con el registro de visitas, el mandatario tuvo reuniones durante el día. Por ejemplo, sostuvo un encuentro con el abogado que lo defendió en la primera moción de vacancia, José Palomino; después se reunió con la ministra de cultura, Betssy Chávez. No registra alguna actividad emblemática que lo obligue a ausentarse de la ceremonia policial. Como dice el dicho, la venganza nunca es buena, mata el alma y la envenena.

¡Dale like y comparte!

Temas que también te podrían interesar